“Los estudiantes colombianos devolvieron la posibilidad de lucha organizada al país”

1 year ago by in #tecnopolíticaLATAM Tagged: , , , , ,

Hay entrevistas que empiezan en una charla de bar, en diez charlas de bar, en conversaciones transversales y compartidas. Hay entrevistas que no acaban en la última línea, que continuarán en charlas de bares o plazas de Madrid, Quito, São Paulo o Bogotá. La colombiana Tatiana Avendaño se disculpa al enviar las respuestas al cuestionario que le envié para la investigación #tecnopolíticaLATAM, porque “no respondió todas las preguntas”. Lo que no sabe Tatiana es que está entrevista empezó mucho antes del cuestionario y que, tal vez, no acabe nunca: siempre contiuará. Tal vez ni siquiera sea entrevista: apenas un eco-charla que flotará por un tiempo en los bares – plazas del desterritorio.

Su autobiografía, un poco recortada: “Filósofa de Pontifica Universidad Javeriana de Bogotá, que ha centrado su investigación académica en la política contemporánea, los movimientos sociales y las nuevas tecnologías. Interesada en la cultura libre, la investigación y experimentación con las nuevas tecnologías de la información y la comunicación. Se ha dedicado a la gestión y producción cultural en espacios de trabajo colectivo y colaboración en red, soportados en el uso estratégico de los medios de comunicación. Ser parte de espacios como el Festival Bogotrax en Bogotá – Colombia y el encuentro de laboratorios de medios labSurlab en el ámbito Latinoamericano, demuestran su experiencia en este tipo de prácticas, así como una gran proximidad al trabajo comunitario. Durante el 2015 fue parte del CENEDET, Centro Nacional de Estrategia para el Derecho al Territorio, grupo de investigación en Quito – Ecuador, liderado por el urbanista rojo David Harvey. http://tatiavend.wordpress.com/

Y acá sus respuestas, con otros ecos. No recorto nada, para no modificar el flujo.
¿En 2008 hubo dos marchas importantes y algo diferentes a las habituales. La primera fue Un millón de voces contra las FARC, convocada en un evento de Facebook. La segunda, El Homenaje nacional a las víctimas del paramilitarismo, la parapolítica y los crímenes de Estado. ¿Qué novedad aportaron en cuanto a lógicas de la movilización, redes, mecanismos disruptivos y/o agregadores?

Son los primeros referentes en Colombia de movilizaciones convocadas por las redes sociales, especificamente Facebook. La Marcha contra las FARC fue una demostración del poder de convocatoria de la derecha colombiana, desmostrar que no solo convocan con el terror de los fusiles, sino con el terror de su herramienta. El amarillismo define sus estética. Recuerdo que usaban memes con imágenes de la violencia producida por las FARC. La derecha colombiana demostró su internacionalización y de su capacidad de trabajo en red, pero además la capacidad de usar un recurso de la izquierda (la toma de la calle, la movilización, para exigir el respeto de sus derechos) en un contexto donde la “seguridad” era la máxima, en nombre de la cual se ejercía la fuerza para garantizar los derechos y la libertad (la libertad se reducía en ese momento a no ser secuestrado).

Por su parte, la movilización de las víctimas, fue también una demostración de fuerza. En un momento parecía que la movilización sería insignificante,  parecía que no tendría una gran acogida. Yo creo que lo más significativo fue la institucionalización del día de las víctimas de crímenes de estado en Colombia, que hoy en día se celebra el 9 de abril, una movilización anual que le ha dado visibilidad y fuerza a la luchas de las víctimas, los hijos e hijas, y en general a todos los colectivos y organizaciones que trabajan temas relacionados con la memoria.

Para mí el 2008 fue un año fundamental en la transformación de las formas de organización social y su acción. El acontecimiento fundamental (para mí) fue la minga indígena, popular y campesina, que nos dejó un gran regalo: la recuperación de la minga como una herencia ancestral para la movilización social y el trabajo colectivo. Estas marchas y la minga, y general todo el movimieto del 2008, fueron un cambio de postura necesario en esa tensión contiana en la que se vivia en Colombia con el terror propio de los dos gobiernos de Uribe. El 2008 aprendimos y en Colombia se empezó a construir (está en construcción aún) la perseverancia en el trabajo de memoria. Ahora el reto es cómo evitar caer en el lamento y construir una memoria que desea y que puede ser potencia de transformación.  Por otra parte la recuperación del valor del diálogo en la construcción política, la política como un acto colectivo, como algo que ocurre en la relación con los otros donde el diálogo es fundamental, el acto de la Minga de “caminar la palabra” hasta el “lugar de la palabra que manda”. Ir a Bogotá, para ser escuchados en la capital del poder ante la sordera del Estado fue un gesto muy potente, que se trató de ocultar e invisibilizar con una movilización los soldados mutilados en la misma ruta de la Minga…

2010 estuvo protagonizado por la Ola Verde de Mockus  y un optimismo sobre la posibilidad de mudar la vieja política. La campaña sucia y los propios errores del candidato acabaron haciendo fracasar a la Ola Verde. ¿Qué legado quedó de la Ola Verde? ¿Qué aprendizaje se hizo del fracaso?
Yo creo que el gran aprendizaje es que “Lo que sube como palma, baja como coco”. La popularidad que alcanzó en mes y medio Mockus con su Ola Verde, la perdieron en una entrevista, se quemó solito. Era demasiado fantástico, mágico, lo que estaba pasando con la Ola Verde para pensar que era real y posible. La comunicación es evidentemente un terreno de lucha fundamental, pero no es lo único, la construcción de una propuesta política es fundamental. No basta con afirmarse como otra cosa, como lo nuevo. Ser otra cosa es una herramienta, pero no es el motor.

Durante el año 2011, el año más global en cuanto a protestas de los últimos años, se vivió en Colombia una intensa revuelta estudiantil que acabó tumbando la Ley 30. ¿Cómo conectó aquel movimiento con el pasado (movimientos del 71 etc), con otros sectores (campesinos, sociedad en general)? ¿Qué novedad en cuanto a tácticas, estrategias, formas de organización y movilización surgieron?

No tengo la información necesaria sobre el movimiento estudiantil del 71, tengo referencias generales como que algunos de los líderes de ese movimiento fueron víctimas del genenocido de la UP y del M-19, y que los sobrevivientes son hoy referentes de la política en Colombia. Si bien el movimiento estudiantil del 71 fue un coletazo del mayo del 68, y el movimiento estudiantil del 2011 fue contemporáneo/simultaneo al movimiento de okupación global del 2011 y tal vez esto tenga que ver con las redes y la posibilidad de, por ejemplo, seguir en directo la okupación de la puerta del Sol de Madrid.

En el contexto local y en relación a la historia reciente de la movilización social en Colombia, hay varias transformciones sociales fundamentales para la definición del movimiento estudiantil del 2011. Esta el contexto general de la máquina neoliberal en Colombia (que no para hasta hoy): la financiación de las Universidades Públicas que implican no solo el deterioro de la planta física, sino tambien el desmonte de la investigación, la producción y transmisión de conocimiento crítico y calidad. A pesar de ello la exigencia para ingresar a estas universidades es cada vez más alta. En Colombia, la educación pública no es gratuita, cada estudiante paga de acuerdo a su situación socio económica, es necesario hacer una declaración de renta familiar y personal, lo que ha provocado una migración de clases sociales entre la universidades públicas y privadas. La posibilidad de las clases bajas y medias de ingresar a las universidades públicas ha disminuido y las familias que quieren darle educación superior a sus hijos se ven forzados a endeudarse para que sus hijos puedan estudiar. Las universidades privadas ahora son habitadas por la generación del tupper porque no hay plata para comer en la universidad. Este escenario fue la mezcla perfecta para el éxito de la MANE (Mesa Amplia Nacional). La universidades públicas y privadas se unieron, los estudiantes de las universidades más prestiguiosas financiaron el movimiento.

La MANE fue liderada por los “Hijos de la Minga” los jóvenes que siguieron por las redes el caminar de la Minga en el 2008, los jóvenes que recibieron a la Minga en la Universidad Nacional, los que fueron a visitar la Minga cuando esta paso por su territorio, los que aportaron con mano de obra y lo que tenían a la mano para que la Minga lograra su objetivo. Como hace mucho tiempo que no sucedía, los estudiantes de las facultades de artes se sumaron a la movilización, se organizaron en mesas y asambleas para aportar en la movilizacion y en la difusión. Fue un trabajo muy importante para que cada vez más sectores se sumaran a apoyar la MANE, los flashmobs en Centros Comerciales, las visitas a los vecinos, los diseños pensados para cada target… La presencia de los artistas creo yo que fue también fundamental para empezar a construir otro discurso abierto para diferentes sectores. Huvo una negociación que fue fundamental, la MANE integró también al movimiento “anticivilizatorio” las lineas de acción-destrucción, los encapuchados anarcopunk que siempre salían en las movilizaciones a romperlo todo. Esto fue muy importante, pues se trataba de evitar cualquier tipo de violencia para que la atención de los medios no se centrara en eso, y que tuvieran mostrar los motivos de la movilización. Los diferentes grupos estudiantiles congelaron sus diferencias y se unieron.

La MANE logró tejer alianzas con diferentes sectores, recuerdo que los camioneros se unieron a la movilización y que anunciaron incluso la posibilidad de unirse al paro con los estudiantes, tal vez por eso se paró la ley, porque en ese momento hubiera sido una bomba que se unieran camioneros, campesinos y estudiantes. También se hicieron alianzas con el movimiento campesino, eso era lo más emocionante, que la movilizacion podía continuar, había con quienes, y cada vez era mas gente, cada vez había más música, más disfraces, cada vez la movilización era más divertidad y por eso seguía creciendo, porque no daban ganas de perdérselo. Bezatones, pupitrazos, marchas nocturnas llenas de colores y disfraces, los ataques de besos y abrazos a los polícias, las entrevistas a los policías, las jornadas de rayar paredes y al otro día limpiar y dialogar con los comerciantes, los vecinos…
El caracter nacional de la MANE, también es un dato relevante, así como la unidad en el discurso, el mensaje era muy claro. Después de parar la ley fue increíble que el trabajo siguiera y que lograran construir una propuesta sólida para la reforma de la educación en Colombia, lo que es muy triste es que el presidente y en general el gobierno hayan ignorado ese trabajo. Parece que ahora estamos ante el 2° Round, vamos a ver que pasa esta vez, lo que es seguro es que no va a ser el mismo movimiento, con la misma intensidad del 2011.

¿Los nuevos actores que surgieron, como MANE, supieron dialogar de forma transversal con otros agente, actores, movimientos?

La mala herencia de la izquierda fragmentada en Colombia contagió al movimiento, aún hay mucho que hacer, hay que seguir deconstruyendo la forma de hacer política. Las elecciones estaban muy cerca, entiendo que huvo un acuerdo de parar mientras pasaban las campañas, porque evidentemente las cabezas más visibles del movimiento iban a involucrarse en las campañas. Hay fuerzas de todo tipo, la Marcha Patriótica, el Polo Democrático, el Congreso de los Pueblos y ahora las Juventudes Rebeldes… Durante el 2011, la MANE tuvo muy buen diálogo con diferentes actores, eran  muy queridos… desde las amas de casa a los conductores, los comerciantes, los profesores, los arroceros, los camioneros… Esos jóvenes le devolvieron la posibilidad de lucha organizada al país…
¿Cómo fue el proceso de la Ley Lleras (ley de censura de Internet) en Colombia, también en 2011, que se acabó ganando?

Ese movimiento tal vez estuvo más presente en las redes que la MANE, la MANE se vivió intensamente en las calles. Con el liderazgo de la Fundacion Karisma y con el desarrollo de una cantidad considerable de reuniones, foros, talleres y jornadas sobre derechos de autor y libertad en la red, fue un momento muy importante también, además era como una bonita coincidencia la similitud con el 15M español, que era hijo de la lucha contra la SGAE, y que la caída de la Ley Lleras y la efervecencia de la MANE sucedieran en el mismo año…

¿Dicho proceso despertó el interés por las libertades digitales o soberanía tecnológica en otros sectores (movimiento estudiantes), por ejemplo?

Hay cierta simpatía, sí creo que no hay una ligazón o vínculo directo. Creo que en Colombia el estado de crisis social permanente que se agudiza constantemente, el tema de las libertades digitales o la soberanía tecnológica no puede ser tan relevante, es que no tenemos derecho a la salud (pagamos todos los meses y aun así no tenemos derecho a la salud), no hay educacion pública, no hay soberanía alimentaria, resguardar las semillas nativas es delito… Tenemos problemas sociales que son muy profundos que exiguen tener como distintos niveles de lucha, el tema de la soberanía tecnológica o las libertades digitales, también tiene otro problema y es que más allá de la NSA en Colombia la intercepción de las comunicaciones es una vieja práctica cotidiana, que es ilegal pero que el Estado práctica oficial o paraestatalmente…

¿Cómo fue el surgimiendo del LabSurLab?

Un camino para pensar el surguimiento del LabSurLab puede ser…. Hay una lista de correos legendaria, que se llama altred, y había otra que era una lista de dorkbot (gente haciendo cosas con o sin electricidad) Colombia (creo) pues en estas dos eran como un espacio de encuentro, yo estaba en esta listas por el festival de música electrónica Bogotrax, un festival que durante 10 años se desarrolló en Bogotá entre la segunda y tercera semana de febrero, 10 días de festival, antecedido por 5 días de talleres que respondían a cuatro intereses fundamentales: experimentación con tecnológia, hágalo usted mismo, apropiación del espacio público (en este punto resonancia total con el grafiti) y algo así como la “cultura electrónica”, todo en el marco de lo libre y gratuito (haciamos esta distincion que queriamos entender la libertad en un aspecto mucho mas amplico que meramenta la gratuidad). Además de los talleres, el festival tenía un espacio de foros y diálogos desde la cultura libre y la “cultura electrónica” con otros sectores sociales, las organizaciones comunitarias, colectivos de hip hop, estudiantes, grafiteros, y por su puesto muchas fiestas, presentaciones y talleres en las cárceles, y toma de plazas públicas en el centro de la ciudad. Los talleres fueron una pequeña escuela de introducción al software libre y hardware libre para la produccion audiovisual y sonora, grafiti, cartografías, circuit bending, dos años tuvimos talleres de Creative Commons pero después decidimos tener una posición más radical, éramos, como dice mucha gente, muy punkis… Por esta escuela empecé a ser parte de estas listas y ha conocer gente que le interesaban estos temas… Varias veces en estos espacios y en otros se hizo manifiesta la necesidad de encontrarnos y pensar estas prácticas desde el Sur, pues estos eran de los pocos espacios donde podíamos intercambiar opiniones sobre la rareza de desarrollar proyectos relacionados con tecnologías libres y experimentación con  tecnologia.

En el 2010 en el Encuentro Interactivos 10 (creo) Ciencias de Barrio, del MediaLab de Prado de Madrid, hubo una gran participacion de personas de Latinoamérica. En el marco de este encuentro se dio espacio para un encuentro del LabToLab al que se invitaron a participar a los participantes latinoamericanos. En este espacio se hizo muy evidente que hablaban dos lenguajes diferentes; los problemas y las formas en las que se resolvían estos problemas eran muy diferentes, así que en ese momento se empieza ha hablar del LoveToLove, como un encuentro de laboratorios del Sur para pensarse diferente, para conceptualizar sobre las particularidades de este tipo de práticas desde y para el Sur. En los próximos días después de ese encuentro, se fue aclarando la posibilidad de hacer realidad ese sueño, hacer un encuentro de laboratorios del Sur en el Sur del continente americano. Fue como un momento perfecto porque justo en ese momento Juliana Restrepo era la Directora del Museo de Arte Moderno de Medellin, el MAMM.

Trabajaron juntos dos personas muy potentes, dos cerebros exiliados de Colombia: Aniara Rodado y Alejandro Duque, también participo Susana Serrano y el equipo de gente que trabaja en ese momento en el MAMM. Juliana tenía una fuerte sensibilidad con este tipo de procesos, antes de estudiar fuera del país había participado en la organización de actividades como el día del robot (creo) cosas de ese tipo, de esa época, los noventas en Medellín (entre los 90 y principios del 2000 en Medellin se desarrollaron actividades y procesos que son referentes importantes en el desarrollo de la “cultura libre” y “apropiación de tecnología” en Colombia y tal ves en la región, como el dia del robot, los dorkbot, Radio Fantasma, Medellín Wirelees, Pixelazo…).. El MAMM se estaba pensando la idea de abrir un MediaLab, y les pareció que era  pertinente hacer un encuentro internacional (priorizando el Sur) para pensar que pasa con este tipo de prácticas en el Sur, ¿qué es un lab en el Sur? y sobre todo para conocernos. La construcción de la metodología y las temáticas del encuentro se discutieron en listas y en algunos encuentros virtuales. En abril del 2011, el sueño se hizo realidad con todo lo necesario, ni más ni menos.

En términos económicos el LabSurlab Medellín 2011 (el lab es la red) tuvo una super buena financiación que permitio reconocer el trabajo de todo el mundo, cubrir los gastos de traslado de la mayoría de los participantes y garantizarle viáticos y estadía a todos los participantes. Conferencias, talleres, mesas de trabajo y noches de dorkbot, fueron los espacios que tuvimos para el encuentro. Lo mejor de todo fue reconocernos y saber que no estabamos solos que en algun lugar del continente alguien más esta pensando y experimentando igual que nosotros, hay otros, somos más… A mí, me llamo la atención o me quedó la impresión de que en la región trabajamos en común para acciones puntuales, más que mantener constantemente espacios de encuentro, espacios vivos. Esto tal vez, porque en mi tesis de trabajo trabajé la Minga Indígena y Popular del 2008 en Colombia, y creo que los efectos de la minga aun hoy se continuan extendiendo en la región, al entender que la Minga fue un acto performativo en el que las comunidades indígenas en el proceso de “caminar la palabra” nos entregaron a los colombianos y a todas las luchas la herencia de la Minga indigena como un mecanismo de trabajo colectivo para la movilización social, para la reivindicación de derechos. En este marco, se pensó el LabSurLab Quito 2012, aprovechando la energía del 2012 como año de tranformación de las sensibilidades, así como el hecho de estar en la mitad del mundo, Quito, lugar que los Incas consideraron estratégico y poderoso….

El LabSurLab Quito, fue posible gracias a el contacto de Camilo Cantor con la entonces Directora del Centro de Arte Contemporáneo de Quito, CAC,  gracias a su estadía en Quito en el Festival AlZurich en el 2011. Más o menos en el mismo marco, el CAC estaba pensando también la posibilidad de hacer un MediaLab, ya tenían nombre y una estructura base que era El Diferencial, que lo habían exportando desde Guayaquil. Con menos presupuesto, pero con las mismas ganas, un nuevo equipo en el estaba Aniara Rodado como “delegada” del grupo promotor del LabSurlab 2011. La metodología fue muy parecida, el lema era: Minga en red. Cada uno de los encuentros se cruzó con acontecimientos centrales en la historia de los derechos digitales en Latinoamérica. En el LabSurLab Medellín 2011, el segundo día del encuentro el 4 de abril se presentó al Congreso de la República de Colombia el Ministro de Interior y Justicia Germán Vargas Lleras el Proyecto de ley 241 de 2011 “por lo cual se regula la responsabilidad por las infracciones al derecho de autor y los derechos conexos en internet”, popularmente conocido como Ley Lleras. Durante el resto del LabSurlab se desarrollaron por lo menos dos grandes actividades para discutir sobre la ley y las posibles campañas y redes de aliados para luchar contra la misma.

El primer día del LabSurlab, Epsilon y Iokese habían presentado la experiencia de Hacktivistas.net y Sindominio.net en España, compartienron con el público algunas de las campañas más potentes que desarrollaron contra la ley Sinde y contra la SGAE (Sociedad General de Autores y Editores), en general, al final de la presentación a manera de chiste uno de ellos dijo frente a las cámaras que estan transmitiendo en directo el LabSurlab (ellos no sabían): “Somos anonymus, somos legión”… entre risas y aplausos del público. Para todos el tema paso sin reproches, el tercer día del LabSurlab, el antiguo DAS -Departamento Administrativo de Seguridad- fue al MAMM a buscar a los terroristas españoles que estaban insitando a la desobediencia civil. Con seguimiento e intimidaciones, el LabSurLab continuó, con un toque de riesgo y de estar seguros de que estabámos haciendo lo correcto… El movimiento contra la Ley Lleras tuvo la fuerza necesaria para parar la ley tres veces.
En el LabSurlab Quito 2012, el acontecimiento cybermístico, fue la noticia de la solicitud de asilo de Julian Assange en la Embajada de Ecuador que coincidió con el inicio de un taller a cargo del hacktivista Iokese de uso estratégico de las redes sociales, las energías de este taller se volcaron sobre el tema, el taller salió a la calle, participaron en un plantón en el que le pedían al Presidente del Ecuador que aceptara a Julian en la Embajada y le brindara protección. Con el apoyo directo de la Directora del CAC, se creó una identificación de prensa del LabSurlab para que algunos participantes del taller fueran a una rueda de prensa del Presidente Correa, en la que debia mencionar el tema de Julian, y fue la oportunidad de hacer el desarollo práctico de la parte de taller sobre el streaming con un smartphone para la cobertura de movilizaciones y demás…
Las dinámicas colaborativas ancestrales, como la Minga, están dialogando con le ética hacker y los procesos de red en América Latina. ¿Cómo se da esa sinergia?

Para mí ha sido mucho más potente el aporte a la movilización social de la minga. Pienso que el movimiento hacker de latinoamerica tiene una forma de ser diferente a sus pares en Europa o Estados Unidos, por detalles como la esacasa conexión entre programadores, artistas y activistas, son casos muy puntuales, esporádicos. Estos procesos se soportan en dos tipos de instituciones: informales o formales. Las formales en América Latina son inestables, las instituciones estatales muy pocas veces experimentan una continuidad en los procesos, las cosas ocurren como proyectos dependiendo de la buena voluntad de las instituciones… Las instituciones informales son aún más efímeras pues dependen de la capacidad de un grupo de tener los recursos económicos mínimos para mantenerse, para tener un espacio, a diferencia de Europa, la ocupación no es una opción, por motivos diversos, por que no hay comunidad organizada, porque no hay antecedentes legales, porque por ejemplo en países como Colombia la propiedad privada esta por encima de la vida, es decir si es necesario un asalto violento para proteger un bien privado se hace… así que siempre que se trabaja por un espacio independiente para el encuentro, el problema constante y que subsume el resto de iniciativas es el mantenimiento… Así que es muy complicado afirmar que existe esa imagen idílica de la mezcla entre lo ancestral y lo tecnológico… Claro hay casos memorables, como el trabajo del tejido de comunicación  de la comunidad Nasa del Cauca en Colombia, que tiene una historia importante en la Minga del 2008.

El trabajo en red y el uso estratégico de los medios, ocurre de otro modo. Por ejemplo, las organizaciones sociales usan con mas potencia Facebook que Twitter. La derecha tuvo primero el acceso y uso de los smartphones, a diferencia de los grandes referentes de revueltas sociales apoyados en la red en Europa. En el LabSurLab Quito 2012, y tal vez específicamente una mesa de trabajo que tuvo por nombre “tecnologías ancestrales”, que además fue el 21 de junio, día de la celebración del Inti Raymi, tuvimos un momento chamánico, un remix de rituales porque habíamos invitado un indígena de Oaxaca, de la Radio Jenpoj, también invitamos a Gustavo Ulcue del Cauca, Eliana Champutiz de Ecuador y Kuruv, indígena Mapuche, cada uno nos compartió cómo se celebra en sus comunidades este día, e hicimos un poco de cada ceremonia, luego de eso nos sentamos a conversar sobre las tecnologías ancestrales. Y fue una discusión muy bella, los hackers casi lloraban, los compas indígenas eran los que coordinaban la mesa y nos empezaron a contar cuáles eran las tecnologías más ancestrales en sus comunidades, la luna, el viento, los instrumentos, la música, la danza, las plantas medicinales, entre otras tecnologías, a las que se ha sumado el Internet, por ser una potente herramienta de comunicación, por su instantaneidad para estar en constante dialogo local y global… El momento fue poderoso… A finales de ese año se realizó en Colombia el Festival de Cine Indígena… Se desarrollaron talleres de redes de sociales libres y gratuitas, en esta ocasión lo más potente fue pensar en un proyecto de escuela de hackers indígenas del Abya Yala, y aunque se avanzó en la escritura del proyecto, la gestión no prosperó por la elevada cantidad de recursos necesarios para desarrollar la escuela al tratarse de un proyecto de caracter regional usando metodologías de educación presencial y a distancia. En este LabSurLab también participo Xavier, quien desde entonces con el ritmo de las montañas del Cauca colombiano inició en su casa, de manera intermitente y también itinerante, una escuela hacker para compañeros indígenas.

En casi todas las revueltas, el horizonte contra el Tratado de Libre Comercio (TLC) y el mega capitalismo de las coorporaciones existe. ¿Funciona  como elemento de cohesión de movimientos y causas?
Contra el TLC se está luchando hace como 10 años, yo misma empiezo mi vida en la calle contra el TLC y el Plan Colombia. De cierta forma si que es el elemento cohesionador, pues la guerra contra el narcotráfico y el llamado narcoterrorismo ha sido el velo con el que se ha cubierto el saqueo del país, la entrega del territorio a las multinacionales, la megaminería… las grandes coorporaciones están aliadas con el paramilitarismo para garantizar su permanencia en el territorio y combatir cualquier posibilidad de organización sindical o resistencia civil. El TLC nos tiene jodidos, el país lo estan arrasando, millones de personas asesinadas y desplazadas, para limpiar el territorio y permitir la avanzada de las multinacionales. La producción agrícola no es sostenible, por el precio de las semillas y los insumos, la inestabilida climática, las fumigaciones… todos estamos fumigados, todos nos alimentamos con las semillas de Monsanto, guardar semillas es un delito, hemos perdido nuestra soberanía… han vendido todo lo que han podido y lo peor es gran parte del dinero de esas transacciones no lo ha visto el país, se lo han robado…

(Quedaron ocho preguntas sin responder. Muchas fueron respondidas a ráfagas, en las respuestas previas. Otras continuarán como eco, entre bares y plazas).

Post periodista, (re) escritor | #tecnopolítica #redes | #hacktivismo | #culturalibre #copyleft | Participación | Innovación y Desorden | Subjetividades en red | Transnacionalista convencido Twitter: @bernardosampa São Paulo futuramedia.net

Leave a Comment